Marcos Actis asumió en el directorio de la CONAE


Luego de ser nombrado en el directorio de la CONAE, el ingeniero de la UNLP analizó el futuro espacial argentino.

El ex decano de la Facultad de Ingeniería y actual vicepresidente institucional de la UNLP, Marcos Actis, fue nombrado como nuevo miembro del directorio de la Comisión Nacional de Asuntos Espaciales (CONAE) en representación del Ministerio de Educación de la Nación.

En diálogo con Info BLANCO SOBRE NEGRO, Actis contó: “Siempre me gustó el tema espacial. Crecí con el proyecto Apolo que en los ’60 fue un verdadero furor. Como muchos chicos soñaba con ser astronauta y la verdad es que estoy muy contento de los proyectos que desarrollamos en la Facultad. Este nombramiento es un gran reconocimiento para mí”.

El directorio de la CONAE está integrado por nueve miembros que ocupan el cargo ad honorem. El presidente del organismo que tiene la responsabilidad de aprobar el Plan Espacial Nacional es el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación, Roberto Salvarezza.

Actis cuenta con una larga trayectoria en la materia y dirige el Grupo de Ensayos Mecánicos y Aplicados (GEMA) de la Facultad de Ingeniería de la UNLP, que participó en todos los satélites desarrollados por la CONAE desde su fundación en 1991.

“Nosotros empezamos haciendo cosas para la CONAE y ahora hacemos ensayos para la mayoría de los autopartistas del país. La tecnología espacial es muy positiva porque derrama hacia muchos otros rubros”, destacó el ingeniero nacido en la localidad de Arroyo Dulce, un pequeño pueblo del partido bonaerense de Salto.

Sobre el futuro espacial de Argentina, Actis consideró: “El desafío será consolidar lo que tenemos y poder reactivar el proyecto del lanzador propio para nuestros satélites. Eso permitiría no tener que recurrir a otros países para ponerlos en órbita”.

Hasta el 2015, el ex decano de la Facultad de Ingeniería dirigió un equipo de 150 investigadores, docentes, becarios y técnicos que tenía a cargo la fabricación de seis vehículos experimentales y del Tronador II, el primer lanzador espacial argentino.

Ese proyecto tenía como objetivo colocar satélites en órbita polar como el SAOCOM 1B, que fue lanzado días atrás por un cohete Falcon 9 de la empresa norteamericana SpaceX.

“Retomar el proyecto es complicado porque la situación del país es compleja y lamentablemente durante los últimos 4 años se retrocedió mucho. Los recursos humanos que habíamos formado se fueron del país. Eso es lo más valioso y haberlos perdido fue un desastre. En 2015 nos cortaron un convenio que venía desde 2008”, explicó Actis.

De todos modos, el flamante miembro del directorio de la CONAE consideró que “se debería intentar recuperar al recurso humano perdido”, y destacó: “Si el proyecto Tronador no se hubiera detenido, ahora ya podríamos estar lanzando satélites. El convenio alcanzaba hasta el 2022 y se hizo una gran inversión. Se estaba construyendo la plataforma de lanzamiento de Bahía Blanca, la de Pipinas estaba terminada y se estaban armando piezas importantes”.

“Lo que sucedió a partir de 2015 no sólo implicó retraso, sino un gran retroceso. La gente capacitada que formamos durante 8 años ahora no está en el país. Cuando se quedaron sin trabajo desde afuera se los llevaron muy rápidamente, porque son un recurso muy valioso”, lamentó destacado ingeniero de la Universidad Nacional de La Plata.

 

Info BLANCO SOBRE NEGRO - 12 de septiembre de 2020

Noticias relacionadas

Irina Sternik. Si bien tuvo altibajos, el plan espacial argentino nunca se detuvo. Luego de los recortes...
Irina Sternik. Si bien tuvo altibajos, el plan espacial argentino nunca se detuvo. Luego de los recortes...

Compartir en